Buscar este blog

domingo, 26 de marzo de 2017

¿CUÁNTO SABES DE ENAMORARSE Y DECEPCIONARSE?...ENSEÑANZAS Y PENSAMIENTOS DE AMOR.


Cuando alguien que amas, te desilusionó, te decepcionó y se alejo de ti...No culpes al amor, porque el amor no abandona...Los que abandonan o decepcionan, son las personas y no es porque sean malas... sino porque los sentimientos cambian y es mejor ir o dejar ir que vivir en la mentira y en el dolor, dejar ir es cerrar una puerta y abrir otra que sea un nuevo inicio a una vida de más amor, y más feliz...
Las despedidas duelen pero dejan enseñanzas a un futuro más sabio.
Si te desilusionó alguien que amabas, piensa que perdió más que tú. Si te engañó la persona en quien confiabas, piensa que solo tú saliste ganando.
Piensa que cuando alguien sale de tu vida, es porque Dios tiene planeado enviarte algo mejor.
Si te ilusiona, suéñalo. Si te enamoras, vívelo. Si no funciona, supéralo...
Si te atrapa la soledad, piensa que hay miles buscando alguien como tú y miles soñando con alguien como tú; pero no te decidas antes de tiempo, Dios te enviará esa persona en el momento exacto.
 Aprende a apreciar lo que tienes antes de que el tiempo te enseñe a apreciar lo que tuviste.
Valora a las personas que te dan motivos para sonreír, olvida a las que te hacen llorar y quiere a las que te hacen amar.
El corazón se cansa de creer, perdonar y esperar, pero nunca de volver a amar, porque el amor es vida y el amor viene de Dios...


Amar es sentir cariño, unión, no solo material, sino espiritual, amar es sentir a la otra persona, y que esta te sienta a ti, amar no es tener un anillo de compromiso o estar unidos bajo el titulo de novios, amar es entregar tu vida a una persona, que la recibirá y la valorará como tu valorarías la suya, amar es pensar en otro sin llegar a la obsesión, amar no son 4 letras, amar es vivir.
Amar es pensar en tres: Tu, yo, nosotros...; amar no es el simple hecho de caricias y besos, amar es sentir en plenitud tu corazón, sentirlo lleno, de deseos, sentir cada latido fuertemente dentro de ti, sentir tu sangre corriendo en tus venas, dándote fortaleza para enfrentar cualquier reto.
Amar es gozar tu vida, pues sin amor no hay vida, todo el mundo ama a algo o a alguien, amamos a nuestros padres, a nuestro equipo de fútbol, a Dios, a la vida.
Pero no todos pueden amar a otra persona que de un momento a otro entra en su vida, para quedarse y no salir, para invadir su mente y corazón, sus acciones y pensamientos, para que la mires todo el tiempo, desde la ventana de tu corazón.
El primer amor quizás es el amor verdadero, no lo sé, aun no vivo lo suficiente, pero en 14 años de vida me he dado cuenta que a partir de que te enamoras de alguien, tu vida no será igual. Dependerás de ella en cada momento, no podrás dormir, no podrás comer, no podrás pasar ni un solo instante de tu vida sin pensar en esa persona a la que ya has entregado tu corazón.
Amar no siempre es un sentimiento recíproco, amar puede dar vida pero también puede quitarla, el amor es peligroso cuando se transforma en odio y olvidas que tanto dependías de aquella persona a quien querías, y lo único que piensas es en perjudicarla.
Enamorarse no es amar, pues amar es eterno, enamorarse es mirar con perfección a tu pareja mientras que amar es comprender los defectos y virtudes de ella, amar no es buscar el paraíso, amar es estar en el paraíso.
El amor no es algo que se encuentra en un diccionario, o en el parque, el amor no se puede buscar, pues el amor llega a ti, tarde o temprano, el te encontrará, solo hay que darle tiempo al tiempo, aunque quizás algunos no encuentren amor, hasta que se reúnan con los Ángeles en el reino del cielo.
Amar obsesionadamente, no es amar, como dice el refrán: si en verdad quieres a alguien déjala ir, y si es para ti volverá, sino, nunca lo fue.
Solo recuerda que las cosas pasan por alguna razón, lo malo trae algo bueno, y a veces lo bueno tiene algo malo, solo depende de tu perspectiva de la vida, nunca veas solo el lado negativo de las cosas, ni tampoco solo veas el positivo.
Lo que tienes que hacer es fijarte en ambas partes, valorar las cosas positivas que resultaron de tus acciones y corregir las cosas negativas, pues solo de esta manera podrás crecer espiritual y mentalmente.

Las lágrimas son el consuelo del alma, son el parche de las penas, son la expresión del corazón, lloras cuando pierdes a un ser querido o cuando un amor no es correspondido, pero son mejores las lágrimas que derramas cuando te llenas de alegría porque tus sueños son realidades, tus deseos son acciones, y tu amor es real, no de ficción.
Recuerda que solo se vive una vez, ama sin límites, sin fronteras o temores.
Ama y deja que te amen, vive tu vida poniendo amor en todo lo que haces y espera que el destino te de aquella persona a quien vayas a amar eternamente, pues cuando ésta llegue tu corazón se dará cuenta y te lo dirá.
Pero no significa que te sientes a esperar, significa que tendrás que conocer gente, que te llenará de experiencias, las cuáles te harán crecer y aprender.
La mayoría solo serán enamoramientos pasajeros, que no dejan huella, pero sí dejan rencores, que lo único que hacen es amargar tu vida, pero tú dales la espalda, vive con el corazón no con la mente, piensa antes de actuar y no después de pagar, no lastimes corazones ajenos, pues corazones ajenos te lastimarán a ti.
No desperdicies tiempo de tu vida en vicios, o en sueños que esperas que se cumplan, la única manera de cumplirlos es actuando. No dejes que solo sean sueños, hazlos realidad, ten fuerza de voluntad y recuerda que hay dos cosas que todo lo pueden, la fe y el amor, pues vivir sin amor no es vivir.

Cada fracaso supone un capítulo más en la historia de nuestra vida y una lección que nos ayuda a crecer. No te dejes desanimar por los fracasos, aprende de ellos y sigue adelante.
Camina como si nunca hubieras tropezado, ama como si nunca te hubieran herido y serás feliz toda tu vida.
Por muy dura que sea la vida, siempre habrá alguien a tu lado
que hará lo imposible para conseguir que sonrías.
Por muy dura que sea la vida siempre serás muy importante para alguien.
Siempre serás una persona especial y necesaria para que alguien pueda ser feliz...
Puedes tener defectos, estar ansioso y vivir irritado algunas veces, pero no te olvides que tu vida es la mayor y mejor empresa del mundo.
Sólo tú puedes evitar que ella vaya en decadencia.
Hay muchos que te aprecian, admiran y te quieren.
Me gustaría que recordaras que ser feliz, no es tener un cielo sin tempestades, camino sin accidentes, trabajos sin cansancio, relaciones sin decepciones.


Ser feliz es encontrar fuerza en el perdón, esperanza en las batallas, seguridad en el palco del miedo, amor en los desencuentros.
Ser feliz no es sólo valorizar la sonrisa, sino también reflexionar sobre la tristeza.
No es apenas conmemorar el éxito, sino aprender lecciones en los fracasos.
Lo que siempre se ha de tener presente, que el amor nunca debe faltar en el corazón y que la fe en Dios siempre debe permanecer en nuestro interior.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LLUVIA DE AMOR

BIENVENIDOS A MIS BLOGS... Y GRACIAS POR SU VISITA

INTERPRETACIÓN DE LOS SUEÑOS.

Seguidores

Gracias popr estar aquí y compartir